Diatribas

Ricardo Duró 18 mayo, 2008 1

¡Está caliente! La NASA

“El mentiroso utiliza las legislaciones válidas, las palabras,
para hacer aparecer lo irreal como real”…
Friedrich Nietzsche
Sobre Verdad y Mentira en el sentido extramoral. 1873

Contaminación. Madrid 2006

Sin duda la ciencia se pretende del lado de la vida. Lo que podemos poner en duda, sin agraviar a sus “militantes”, y sin caer en engaños. Ya que hoy “ella” (maridando con su natural extensión, la tecnología) merece los máximos improperios.

Lo que dice
Para sustentar lo dicho en el párrafo anterior, basta con analizar algunas expresiones del post publicado el día 15 de mayo pasado. Es notable cuanto “descompromiso” se puede leer entre las líneas del discurso científico. Lejos de la ética imprescindible a la actividad, quienes hablan evitan mencionar su involucramiento corporativo en los daños que se causan a la vida en el planeta. Tan es así, que en general ni siquiera consideran que informar a la sociedad es una obligación.

“Nietzsche en varios pasajes de sus obras, pero sobre todo, en su pequeño escrito Sobre Verdad y Mentira en sentido extramoral (que vió la luz como póstumo en 1903), va aclarando que la fuente original del lenguaje y del conocimiento no está en la lógica sino en la imaginación. En la capacidad radical e innovadora que tiene la mente humana de crear metáforas, enigmas y modelos. El edificio de la ciencia se alza sobre las arenas movedizas de ese origen”.
Domingo Cía Lamana
Revista de Filosofía A Parte Rei.

Contaminación 2



Vayamos por partes
Uno. “Un estudio liderado por investigadores de la NASA demuestra el impacto del calentamiento global causado por el ser humano…”. El primer parrafo de aquel post debemos focalizarlo en el cuestionamiento respecto a la responsabilidad del “ser humano”. No debe quedar afuera la sociedad, pero el cambio climático está producido por los “descubrimientos” de los científicos y sus concreciones tecnológicas. Y su aplicación y uso previo convencimiento de la población sobre las bondades de tales descubrimientos-producciones.
Dos. “Es el primer estudio que asocia los datos de temperatura global, los resultados de modelos climáticos y los cambios observados en una variedad de sistemas físicos y biológicos y que muestra una conexión entre humanos, clima e impactos”, dijo la investigadora que lideró el estudio, Cynthia Rosenzweig… ¿No debería decir que muestra “una conexión entre” nuestros descubrimientos y productos tecnológicos utilizados por la sociedad, “clima e impactos”? Así los científicos hablarían de cierto reconocimiento de la responsabilidad implícita respecto de lo que podríamos llamar “el inicio” de la utilización agresiva de elementos nosivos.
Tres. “Los seres humanos están influyendo en el clima a través de las crecientes emisiones de los gases de invernadero. El calentamiento está causando impactos en los sistemas físicos y biológicos”, dijo Rosenzweig. Otra vez lo mismo: “los seres humanos”. Este es un eufemismo con el cual los científicos, los técnicos, políticos y empresarios intentan difumar el ocultamiento de las consecuencias conocidas desde el inicio de la aplicación de los descubrimientos. ¿Se debería hablar de “efectos colaterales”? En medicina están claros los conceptos “contraindicación” y “efectos adversos”… También una ciencia. También poco respetable, en lo que se refiere a la transparencia de la información.

“La ética es para regular la convivencia y versa sobre lo bueno y lo malo. Suele conjugar valores e intereses, y no se puede hablar de ética sin un claro sentido del yo, es decir, sin autoconciencia”.
Jorge Wagensberg
Doctor en Física, Universidad de Barcelona
Investigador en biofísica y pensador de la ciencia.

Contaminación 3

InConclusión
Es imposible cerrar este tema. Acaba de ser reconocido como recién abierto (y recién son apenas 50 años en la “edad” de la raza humana).
Pero sí es factible y necesario puntualizar algunas cuestiones de considerable importancia.
– La ciencia es origen y la tecnología medio del descalabro ambiental, alimentario y de pobreza.
– La política es gestora cómplice de la situación.
– La sociedad es partícipe necesaria en la generación del problema, por ausencia de espíritu crítico. Por su propensión a la comodidad, por su “fe”, ampliada desde lo religioso a lo científico. (1)
– Cada uno de nosotros debe detener la emergencia contaminante de su existir.
– Se impone el seguimiento crítico de cada acción de los gobiernos. Una militancia “contra toda forma de engaño”.

Ricardo Duró
Periodista y ensayista

(1) Libro recomendado: Ciencia, tecnología y sociedad: la ciencia como religión, de Jacques Testart